¿Qué son los grupos profesionales y para qué sirven?

Qué son los grupos profesionales

En los diferentes entornos de trabajo existen personas con antecedentes laborales similares, que se han formado bajo las mismas reglas y con los mismos conocimientos, o que pertenecen a la misma área de trabajo.

A esto es a lo que se conoce como grupos laborales. Son clasificaciones dentro de las cuales entran las personas que tienen la misma formación profesional para un área, personas con las mismas aptitudes y también con titulaciones y certificaciones similares. Dentro de estos grupos no necesariamente se hace una distinción de las tareas o de los cargos que las personas ocupan; estos grupos se enfocan más en un nivel de preparación y de aptitudes.

¿Cómo se determinan los grupos laborales?

De manera general, los grupos profesionales ya existen y están determinados por el Convenio Colectivo, que no es más que un pacto, una reglamentación que se realiza por la asociación de trabajadores o sindicato con las empresas.

Este Convenio establece los grupos laborales basados en la importancia del trabajo que realizan para las empresas. Claro está que todos los trabajos son importantes, pero estos grupos respetan la jerarquía de la organización interna para abordar los puestos.

Un aspecto importante de los grupos profesionales es que es necesario que estos sean diversos para evitar acusaciones que podrían perjudicar a la empresa. Todos los grupos laborales deben estar conformados por hombres y mujeres, sin discriminación de ningún tipo y con igualdad según sea el cargo que cada uno ejerza.

Siguiendo la jerarquía de la organización interna de las empresas, los grupos profesionales pueden ser muy grandes, por lo que también está permitida la creación de subgrupos que ayuden a mantener el orden y a clasificar a los trabajadores de una forma un poco menos general dentro del mismo grupo.

Clasificación

De forma general, las categorías laborales se etiquetan como Grupo 1, Grupo 2 y Grupo 3, siendo el primero el de los cargos más altos, el segundo el de los cargos de mando bajo supervisión y el tercero vendría siendo el grupo técnico.

Grupo 1

Siendo el grupo de los cargos más altos, aquí entran todos los directivos de la empresa que ejercen funciones de liderazgo y son quienes tienen una mayor responsabilidad de sacar adelante y mantener activas a dichas empresas.

grupos laborales

En este grupo se encuentran los Directores Generales, los Gerentes de Administración, los Jefes de cada uno de los departamentos, y demás. Como es de esperarse, este grupo es el que toma las decisiones de mayor peso para la empresa, y sus órdenes son las que deben llevarse a cabo por los otros grupos.

Aunque no es necesario, ya que esto depende del tipo de empresa o negocio del que se esté hablando, los cargos de este rango en las empresas son ocupados por personas con titulación universitaria, pues de esta manera se puede comprobar que están a la altura para llevar a cabo sus funciones de una manera profesional y acertada.

Te puede interesar también: ¿Cómo y dónde compulsar documentos?

Grupo 2

Dentro del grupo 2 se encuentran otros cargos altos de las empresas, solo que estos deben responderles de forma directa a los que se encuentran en el grupo 1. En el grupo 2 se encuentra la mayor variedad de funciones que unen a sus integrantes.

cargos altos de las empresas

Se puede decir que en este grupo entran los encargados de las distintas áreas de las empresas, los responsables de la supervisión de producción, los jefes de los equipos de trabajo, y también se puede incluir dentro de esta misma clasificación a todos las personas que representan a la empresa, como lo pueden ser los abogados, los constructores, arquitectos, coordinadores y demás.

Gran parte de las personas que forman parte del grupo profesional 2 son los jefes inmediatos de los que forman parte del grupo 3. Para ser parte del grupo 2 de las empresas es necesario contar con los conocimientos prácticos para ejercer sus funciones y también es muy importante que tengan habilidades comunicativas para alentar a los miembros de sus equipos a hacer un buen trabajo.

Grupo 3

El grupo 3 estaría conformado por las personas que ejercen cargos que no son de producción dentro de las empresas, sino que sus tareas son más técnicas y se encargan de hacer posible el funcionamiento de cargos superiores.

Dentro de este grupo también se encuentran los asistentes, los equipos auxiliares y los anexos que brindan servicio a las empresas, como lo son miembros del equipo de reparto y los oficiales de seguridad.

grupos profesionales en las empresas

¿Es posible pasar de un grupo a otro?

Uno de los derechos más importantes de los trabajadores es el derecho a la promoción y a la formación de trabajo, por lo que sí, es posible pasar de un grupo bajo a otro más alto con el rendimiento necesario y probando que se tienen las aptitudes para ejercer los cargos con responsabilidad. También es posible pasar de un grupo alto a un grupo bajo, aunque es algo menos común.

¿Para qué sirven los grupos laborales?

Los grupos profesionales son una manera de englobar en una misma clasificación a las personas con ciertas características laborales similares, lo que permite establecer algunos lineamientos, entre los que se encuentran:

  • Salario a cobrar. Gracias a estas categorías profesionales, la administración puede establecer rangos de salarios a ellos para que las cifras pagadas siempre tengan un punto de comparación y mantengan su igualdad.
  • Control y supervisión de grupos. La división de tres grupos permite que cada uno de ellos sea observado de forma independiente. Por ejemplo, un grupo con pocas mujeres a cargo debería buscar la manera de aumentar la inclusión de roles femeninos en cargos de poder.
  • División de funciones. Los grupos también son ideales para establecer, en pocas palabras, las principales funciones de sus miembros. Es una manera de generalizar.
  • Beneficios. Existen muchos beneficios a los que solo se puede acceder una vez la persona conozca su grupo de trabajo. Estos beneficios son variaciones de los permisos laborales, como lo son las excedencias voluntarias, o las excedencias por cuidar a familiares.