Cultura Mixteca: ubicación, características e imágenes

Cultura Mixteca: ubicación, características e imágenes

La cultura mixteca, también conocida como civilización mixteca, fue una cultura arqueológica prehispánica que tuvo sus primeras apariciones en el Preclásico Medio mesoamericano y que terminó tras el proceso de conquista por parte de los españoles en las primeras décadas del siglo XVI de la era cristiana.

Quienes pertenecieron a la llamada cultura mixteca habitaron por lo general una zona conocida como La Mixteca, una región montañosa que está situada entre los actuales estados mexicanos de Puebla, Oaxaca y Guerrero. Este pueblo se caracterizó por sus impresionantes trabajos en la artesanía.

De hecho los mixtecas están considerados como los artesanos más famosos del México precolombino. La mayoría de sus trabajos realizados en piedra y otros metales nunca fueron superados en la región. Si quieres aprender más de la cultura mixteca, sus tradiciones, ubicación y costumbres, te invitamos a seguir leyendo el siguiente artículo.

¿Qué fue la Cultura Mixteca?

Hablar de la Cultura Mixteca es trasladarnos a tiempos antiguos de mucha historia y tradición. Se trató de una de las más antiguas culturas precolombinas mesoamericanas, antecesora del actual pueblo mixteca mexicano. La cultura mixteca formó parte de las civilizaciones mesoamericanas que existieron entre los siglos XV y II a.C. en sur de México, donde actualmente se sitúan los estados de Oaxaca, Puebla y Guerrero.

Fue en la zona sur de México donde la Cultura Mixteca tuvo sus primeras apariciones y si bien es cierto que su época de esplendor concluyó en el siglo X, este pueblo logró sobrevivir hasta poco después de la llegada de los conquistadores españoles en el siglo XV, convirtiéndose en una de las civilizaciones más importantes de la historia.

Cultura Mixteca: ubicación, características e imágenes

Tuvieron mucha conexión con sus vecinos zapotecos, otro pueblo indígena mexicano, con quienes compartieron muchas características. Ambas etnias solían llamarse a sí mismos como “pueblo de la lluvia”. A pesar de la buena relación entre las dos culturas, cada una tomó un camino diferente y se independizaron.

Una de las cosas en común que tenían los mixtecas y los zapotecos era el idioma, aunque no compartían el mismo sistema de escritura. También se parecían mucho en cuanto a las técnicas que empleaban para trabajar los metales.  El mayor apogeo de la Cultura Mixteca fue durante el Periodo Clásico Mesoamericano (200 d. C. hasta 900 d. C.)

Ubicación de la Cultura Mixteca

A lo largo de toda su historia, la Cultura Mixteca ocupa una importante zona del territorio mexicano conocida como “La Mixteca” (Ñuu Dzahui, en su lengua, “País de la lluvia”). Esta zona se encontraba situada hacía el sur de México, donde actualmente se ubican los estados de Puebla, Oaxaca y Guerrero. Allí se instalaron y tuvieron una vida activa.

El territorio conocido como “La Mixteca” está considerado como una región netamente montañosa. Fue en esa región donde la Cultura Mixteca comenzó a dar sus primeros pasos y a desarrollarse como un pueblo indígena. Los habitantes de esta etnia ocuparon dos zonas diferentes: la baja (noroeste de Oaxaca y suroeste de Puebla) y la alta (noroeste de Guerrero y oeste de Oaxaca).

Costumbres y tradiciones de la Cultura Mixteca

Dentro de la Cultura Mixteca existían muchas tradiciones y costumbres típicas. Muchas de sus actividades eran similares a las de otras influyentes culturas mesoamericanas, especialmente a la de los mayas y a la mexica (azteca). Tenían la tradición de rendir culto a la divinidad solar.

No obstante, los mixteca practicaban su propia religión, la cual se caracterizaba por ser animista. Una de las principales deidades a la que le rendían adoración era Dzahui, a quién consideraba como su deidad protectora. Aparte de esta deidad, también sentían admiración por otras manifestaciones religiosas, por ejemplo por la deidad del fuego, sobre todo en la baja mixteca.

En la Cultura Mixteca era tradición venerar a los dioses por medio de sacrificios humanos y animales. Los líderes religiosos mixtecas mantenían una respetada posición dentro de la sociedad, que no olvidemos era fundamentalmente militarista. Los mixtecas siempre fueron considerados como personas valientes y guerreras.

Ellos mismos se encargaban de elaborar sus propias estrategias bélicas. Fabricaban las armas que iban a utilizar y eran tenaces guerreros. Dentro de sus costumbres estaba su particular manera de comunicarse. Los mixtecas hablaban un idioma conocido como el protomixtecano, del cual derivan las lenguas mixtecas aún habladas en el sur de México.

Economía de la Cultura Mixteca

La realidad económica de los mixteca era bastante similar a la de otros pueblos mesoamericanos. Ellos dependían principalmente de la agricultura y se especializaban en el cultivo y producción de importantes rubros como el maíz, frijol, chile y calabaza. Además cultivaban otros productos no alimentarios como el algodón y el cacao, eso sí, en las zonas donde el clima lo permitía.

La economía dentro de la Cultura Mixteca tuvo que enfrentar graves momentos debido a los cambios climáticos presentados en la zona donde hacían vida. Este pueblo se enfrentó al abrupto relieve y a la escasez de agua, lo que era típico de la región. Se vieron obligados a desarrollar un sistema de cultivos en terrazas, denominados coo yuu.

Los mixtecas acostumbraban a extraer el caliche (carbonato de calcio) de minas que estaban ubicadas cerca de la región. Además ellos consumían la carne de guajolotes (pavo salvaje) y de xoloitzcuintles (perro salvaje). Estos dos animales abundaban en la región y eran domesticados por muchos de los pueblos mesoamericanos.

En la Cultura Mixteca también era importante la actividad ganadera, de hecho ellos se dedicaron por muchos años a domesticar diversas especies de animales. Lograron desarrollar una increíble habilidad para trabajar metales como el oro, el cual tenía un valor sagrado, ya que lo consideraban “el excremento de los dioses”.

La agricultura y la ganadería fueron las dos principales fuentes de sustento de la Cultura Mixteca, sin embargo también solían dedicarse a otras labores, aunque en menor medida, por ejemplo la pesca, la recolección de frutos silvestres y en algunas ocasiones se dedicaban a la cacería.

Organización política mixteca

La cultura mixteca estaba organizada políticamente en reinos, también llamados ciudades-estados. Estos reinos eran independientes y cada uno de ellos era liderado por un rey, quien se encargaba de recabar los impuestos con bienes o servicios, por medio de sus administraciones. Aunque eran independientes, cada reino mantenía una estrecha relación entre sí, por medio de alianzas o enfrentamientos.

Si existe algo que se deba destacar de la cultura mixteca es precisamente su organización política, incluso ellos fueron reconocidos por su gran desarrollo militar. Mantenían excelentes relaciones estratégicas con otras importantes culturas cercanas. El objetivo de estos vínculos era principalmente formar alianzas y resistir a la invasión azteca.

Las relaciones estratégicas entre los mixtecas y el resto de culturas no se limitaba únicamente a lo militar, sino que incluían pactos comerciales que les permitían intercambiar algunos objetos preciosos, manufacturados y especialmente productos agrícolas que ellos mismos cultivaban en sus tierras.

Organización social mixteca

Dentro de la Cultura Mixteca también existía una organización social, la cual estaba conformada por estratos o jerarquías. Las personas más importantes de la sociedad eran los reyes, quienes tenían la responsabilidad de gobernar cada ciudad-estado. Luego de los reyes gobernantes, encontramos a los nobles.

Los nobles, dentro de la sociedad mixteca, ejercían una labor muy importante. Ellos se encargaban principalmente de la administración. Después de los nobles venían los comerciantes, artesanos y campesinos, quienes conviven juntamente con el más bajo de los escalafones, donde se encontraban los siervos y los esclavos.

La estructura social dentro de la Cultura Mixteca estaba jerarquizada de la siguiente manera:

  • Rey: Gobernaba la ciudad-estado.
  • Los nobles: Encargados de la administración.
  • Comerciantes, artesanos y campesinos.
  • Siervos y esclavos.

Aportaciones de la Cultura Mixteca

Los mixteca se caracterizaron por realizar importantes aportaciones, muchas de ellas aún se mantienen vigentes en el sur de México y siguen formando parte de la cultura y tradición de los mexicanos. Conozcamos cuáles fueron las principales aportaciones de la Cultura Mixteca al imaginario actual del sur de México:

  • La artesanía cerámica: El pueblo mixteca se caracterizó por sus hermosos trabajos artesanales. La artesanía dentro de la cultura mixteca fue abundante y llamativa. Actualmente se conservan muchos de estos trabajos, sobre todo vasijas rituales y otros objetos cerámicos. Se pueden observar con mayor fuerza en las vecindades de Monte Negro y Puebla.
  • La orfebrería: Los mixteca también pudieron destacar en la orfebrería, más allá de ser una actividad poco desarrollada en la región. Ellos eran expertos en trabajar con oro, un mineral de alto valor sagrado, incluso lo llegaron a denominar “excremento de los dioses”. Con el otro fabricaban muchos trabajos como tallados y piezas martilladas.
  • El Día de los muertos: Ciertamente se trata de una tradición típica dentro de la cultura mexicana, sin embargo se cree que fueron los mixtecas quienes contribuyeron a su preservación en el tiempo. Ellos veían el Día de los muertos como una costumbre propia y lo celebraban todos los años.
  • Códices mixtecos: Hoy en día se conservan diferentes códices de la literatura mixteca, en la que se detallan las genealogías de las familias más importantes, sobre un cuero de piel de venado. Se cree que este podría ser uno de los aportes más significativos realizados por la cultura mixteca al legado arqueológico mesoamericano.

Arte mixteco

Los pueblos mixtecos lograron sobresalir principalmente por su arte. Ellos disfrutaban trabajar la artesanía, tanto así que fueron considerados como los artesanos más famosos del México precolombino. Se destacaron en el arte rupestre, además por sus artesanías, sobre todo, la cerámica policromática.

Cultura Mixteca: ubicación, características e imágenes

En la cerámica policromática de los mixtecos sobresalían muchos colores, especialmente el naranja, negro, rojo, blanco, gris, azul y lila. Para lograr teñir las cerámicas y las telas, los mixtecos solían emplear la cochinilla, un parásito de la planta de nopal, el cual aportaba un intenso color rojo.

Escritura mixteca

Los mixtecas tenían su propia manera de comunicarse. Básicamente el tipo de escritura que utilizaban estos pueblos estaba basada en símbolos e imágenes. A través de estos símbolos, los mixtecas pudieron registrar diferentes hechos históricos como batallas, guerras y alianzas, además de algunos mitos precolombinos.

Estos manuscritos elaborados sobre piel de venado o corteza de árbol fueron denominados “códices”. Entre los códices de la cultura mixteca más importantes podemos nombrar los siguientes:

  • El códice Bodley: Contiene escritos genealógicos recientes a la llegada de los conquistadores españoles. Hoy en día se encuentra en la Universidad de Oxford, donde se conservan en perfecto estado.
  • El códice Zouche Nuttal: En este códice se expresa tanto las genealogías como las relaciones militares mixtecas. Actualmente lo podemos encontrar en la biblioteca británica del Reino Unido.
  • El códice Vindobonensis Mexicanus: Llamado también como códice de Viena. La creación de este códice data alrededor del siglo XI y está considerado como un registro genealógico de diferentes rituales mixtecas.

Religión

Los mixtecos practicaban una religión politeísta. En la cultura mixteca no existía un solo dios, por el contrario, ellos adoraban a diferentes dioses. Uno de los más importantes era el dios sol, considerado como el principal dentro de esta cultura. Además del sol, también rendían culto al dios de la lluvia y del agua, el dios de la fertilidad y el dios de los cazadores.

A lo largo de la historia los mixtecas levantaron importantes templos para venerar a sus dioses. Estos templos fueron construidos en cuevas o cumbres. El principal fue Apoala, donde acostumbraban a presentar las ofrendas como muestra de fidelidad a los dioses. Las ofrendas de los mixtecos consistían en sacrificios humanos y de animales.

La religión de los mixtecos estaba directamente relacionada con muchas de sus festividades y rituales. Los rituales festivos podían extenderse por varios días y en ellos realizaban bailes y otro tipos de actividades. Una de las celebraciones más importantes dentro de la cultura mixteca es el Día de los muertos.

Medicina mixteca

En la cultura mixteca era tradición el uso de diferentes hierbas como fuente curativa ante algunas enfermedades. Ellos acostumbraban a utilizar una gran variedad de productos vegetales y animales, a los cuales atribuían propiedades curativas. Creían que a través de estos productos, las personas podían ser curadas de ciertas enfermedades, como la pérdida del alma y el mal de ojo.

Los mixtecas también recurrían a estos productos cuando sospechaban que las enfermedades eran causadas por la brujería. Los “médicos” de la cultura mixteca eran denominados “especialistas” y eran quienes encargaban a las personas de estas enfermedades.