Trading con criptomonedas ¿Cómo funciona?

Trading con criptomonedas

El trading se refiere a intercambiar un activo por otro. En el mundo de las criptomonedas, implica la adquisición de una cantidad de una determinada moneda digital o token, e intercambiarlo por otro activo digital, intentando sacar beneficios basados en la diferencia de precios. En palabras simples, comprar una criptomonedas a un precio y venderla cuando su valor aumenta.

La actividad de trading es posible debido a la volatilidad característica del mercado criptográfico, que depende de la oferta y la demanda. Cuanta mayor demanda existe, mayor es el precio que adquiere el activo y por el contrario, al caer la demanda, disminuye su precio. Sin dudas, un mercado dinámico que ofrece interesantes oportunidades.

Para sacar el máximo provecho a esta actividad, se han desarrollado herramientas informáticas cuyo objetivo es realizar operaciones de trading automático, respondiendo a ciertos parámetros preestablecidos por el usuario. Estas herramientas analizan el mercado para abrir y cerrar posiciones en el momento preciso para intentar generar beneficios. En internet es posible encontrar algunos ejemplos, como 1k daily profit.

¿Cómo funciona el trading de criptomonedas?

Los mercados de criptomonedas operan de forma descentralizada, es decir, sin ninguna clase de supervisión gubernamental o institucional. En su lugar, estas monedas son gestionadas por una red criptográfica de ordenadores distribuida a nivel global, elementos que mantienen registro de la propiedad virtual y se encargan de certificar cada una de las operaciones.

Esta red es denominada cadena de bloques (Blockchain) y cada uno de los ordenadores conectados a la red, funciona como un bloque o nodo. Cuando un usuario realiza una operación de intercambio de activos digitales, la operación no se considera como completada hasta tanto la operación no sea verificada por una determinada cantidad de nodos, lo cual se denomina minado.

Ahora bien, el trading con criptomonedas es un mercado financiero que permite especular con el posible valor que alcanzará una de estas monedas digitales. Esto es posible gracias a un producto conocido como CFD, un derivado que permite la especulación con el precio futuro del activo, generando beneficios a través del apalancamiento (un préstamo del operador de trading).

Tipos de trading

Fundamentalmente existen dos tipos de operaciones de trading, clasificadas según la duración en que el usuario mantiene abierta la posición en determinado activo. Es decir, es posible realizar dos tipos de operaciones:

  • Trading a corto plazo. Consiste en comprar cualquier tipo de moneda digital en el mercado a un precio y venderla unas horas después a un precio más elevado. Para esto es necesario utilizar herramientas de análisis del mercado y comprender los diferentes indicadores.
  • Trading a mediano y largo plazo. Basado en comprar una moneda digital y mantenerla en el portafolio de inversión durante semanas, meses e incluso años, esperando su revalorización. Para esto, es necesario analizar el proyecto de la criptomoneda, conocer sus funcionalidades y el valor que aportan al ecosistema criptográfico.

Además de lo anterior, un trader tiene que dominar una serie de conceptos básicos relacionados con el funcionamiento de los mercados financieros, análisis de fundamentales y desarrollar una estrategia de inversión apropiada para mitigar el enorme riesgo implícito en las operaciones con criptomonedas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.