Alexandria Ocasio-Cortez, la nueva esperanza de la política estadounidense

Estatua de la libertad

Alexandria Osario-Cortez se ha convertido en la gran sensación de la política de los Estados Unidos y en uno de los referentes políticos mundiales. Nacida en el Bronx de Nueva York en 1989, esta hija de neoyorquino y puertorriqueña es la nueva esperanza de todos los votantes de izquierda.

Esta política y activista es conocida con las siglas AOC –los estadounidenses son muy amigos de las siglas- se ha convertido en la mujer congresista más joven de la historia y además lo ha logrado echando la puerta abajo, puesto que fue capaz de aplastar en las primarias del Partido Demócrata a toda una institución del partido como Joe Crowley, el que, hasta el momento de aquellas elecciones –26 de junio de 2018-, era el cuarto demócrata de mayor influencia de todo el país.

Su figura resulta refrescante en un país en el que el centro político está girado hacia la derecha. Gracias a su éxito, el Partido Demócrata puede tener la tentación de inclinarse hacia la izquierda, a pesar de que la propia Alexandria afirma en el documental A la conquista del Congreso, que está disponible en la plataforma de vídeo Netflix, que no se trata de una cuestión “ni de izquierdas ni de derechas, sino de arriba y abajo”. El objetivo de Ocasio-Cortez es dar voz a la clase trabajadora, representar y luchar por los derechos y los intereses de esos millones de ciudadanos que viven cada día con la incertidumbre de saber si podrán vivir con normalidad o si surgirá algún inconveniente que haga saltar sus vidas por los aires.

Capitolio

Alexandria Ocasio-Cortez es una política que destaca por su energía, su enorme carisma y su empatía. En sus intervenciones desprende honestidad y humanidad y, sin embargo, es capaz de expresarse con firmeza y vehemencia ante sus adversarios, algo que sorprende en alguien sin experiencia en el mundo de la política.

Las claves de la política de AOC

Su ideario se centra en 4 puntos clave:

  • Sanidad pública y gratuita. La demócrata cree que uno de los principales derechos de los estadounidenses es poder contar con un sistema sanitario que les proteja sin tener necesidad de conseguir un seguro médico que muchos ciudadanos no se pueden permitir. Además, los seguros médicos estadounidenses son un entramado complejo de cláusulas y excepciones que no están al alcance de todos, algo que cada año cuesta vidas humanas.
  • Estudios universitarios públicos y gratuitos, para que los estudiantes no tengan que hipotecarse de por vida con las entidades bancarias para poder acceder a la educación superior.
  • Lucha en contra del cambio climático y a favor de la conservación del medioambiente.
  • Políticas de control de armas.

Su política es una crítica al establishment político, repleto de dinosaurios acomodados que no hacen nada para defender a los trabajadores de los EEUU y sí por defender sus propios intereses y los de las corporaciones que les ayudan a mantenerse en sus cargos. Su proyecto Green New Deal busca una sociedad que proteja a los desfavorecidos. Entre otras cosas, propone que los multimillonarios contribuyan a las arcas del Estado con el 70% de sus ingresos.

Alexandria Ocasio-Cortez se ha convertido en año y medio en un símbolo a favor de la igualdad y la justicia social. Habrá que seguirle la pista muy de cerca.