Cómo ahorrar en la factura de la luz en los hogares

Ahorro de electricidad

La constante y abusiva subida de las tarifas eléctricas en los hogares están obligando a las familias a llevar a cabo todas las medidas necesarias para abaratar en lo posible la factura mensual de la luz. Aunque acceder a las tarifas de luz sin horarios que ofrecen algunas compañías suministradoras da buenos resultados, no basta. También hay que conocer y adaptarse a un buen número de acciones y medidas ahorradoras dentro de las viviendas.

Estas son las actuaciones que, a modo individual, tienen una repercusión positiva para reducir el coste mensual en el consumo de electricidad.

La optimización de la potencia contratada

Para llevar a cabo esta optimización es importante conocer los términos de potencia contratada y energía consumida. El primero se refiere a la cuantía que hay que pagar por la potencia que se haya contratado con la compañía, y que dependerá de los aparatos eléctricos que funcionen simultáneamente en cada instalación. El segundo, trata de lo que hay que pagar según la energía que se consume.

La potencia la puede modificar, en cualquier momento, el usuario y cliente. Para ello tendrá que contactar con la comercializadora y pedir un análisis de las necesidades de la vivienda. Una vez que se sabe qué potencia se necesita, se procederá a contratar esa y no más, optimizando esta factura. Este cambio de potencia solo puede hacerse una vez al año, así mismo, habrá que tener cuidado con reducirla en exceso, porque siendo así, se sufrirán constantes cortes de luz.

Localización y contratación de una tarifa más económica

No se ha de temer por un cambio de proveedor de energía. Existen comparadores online que, de forma constante, ofrecen información actualizada sobre las mejores ofertas y promociones de estas compañías. Es recomendable, en este sentido, consultar las tarifas con el precio kWh más económico.  Así mismo, el proceso de traslado es muy sencillo y rápido de realizar y no tiene costes.

Consejos para el ahorro de consumo eléctrico

Por último, la más eficaz de las fórmulas para reducir el coste en la tarifa eléctrica mensual será crear las condiciones ideales de consumo dentro del inmueble. Para ello se recomienda llevar a cabo los siguientes pasos.

Instalar solo electrodomésticos energéticamente eficientes

Es muy recomendable invertir solo en los aparatos que estén identificados como eficientes en su etiqueta energética, consumirán menos energía, lo que tendrá un efecto inmediato en la factura.

Lavar en frío

Lavar la ropa a baja temperatura reducirá notablemente la energía utilizada por la lavadora. También se aconseja que solo se utilice el aparato cuando esté lleno, optimizando su uso.

Usar el calor residual

El horno o la vitrocerámica se deberían apagar antes de tiempo para que su calor residual termine de cocinar.

Luminaria led

Son más caras que las bombillas tradicionales, pero, al consumir alrededor de un 80 % menos de energía, la inversión quedará muy pronto cubierta. Además, como su vida útil es de entre 8 a 10 veces mayor a la de las bombillas halógenas, su rentabilidad quedará asegurada durante mucho tiempo.

La nevera llena

Hay que saber que cuanto más vacía está la nevera, más energía requiere para mantener los grados fijados, y es que los alimentos fríos logran mantener la temperatura baja.

El uso de gadgets

Existe un buen número de aparatos que consiguen disminuir el consumo de electricidad, los más conocidos son los termostatos, los enchufes inteligentes, los sensores de movimiento, los programadores…

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.